Columna de columnas nacional (30 ene 18)

¡Comparte!

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on reddit
Share on pinterest
Share on google
Share on email
Share on whatsapp
Share on print

Desde la redacción de @loscabareteros ponemos a su consideración la “Columna de columnas nacional” del martes 30 de enero de 2018. El costo Albores en Chiapas: Velasco respaldó a Osorio Chong y las señales cambiaran en Los Pinos. Nuño se le cruzó y la candidatura que iba a ser encabezada por un Verde, se convirtió en una priista… Anaya ganándole a Meade el polo antiAMLO… ¿Y después del 1 de julio?… Cannabis: ¿nueva hora?

Rayuela

En este país ser joven es un delito. Y los cuerpos policiacos gozan de impunidad para hacer lo que quieran con ellos.

http://www.jornada.unam.mx/2018/01/30/

2018, el costo Albores

Raymundo Rivapalacio escribe en El Financiero sobre la ruptura en Chiapas que amenaza al PRI: “Una vez más, la política en Chiapas se empapa en traiciones y lucha de poder de grupos, componendas y vendettas. La unción informal del priista Roberto Albores Gleason, como candidato de la alianza PRI-Partido Verde en Chiapas, partió a los verdes en el estado, que están en abierta rebeldía. Eduardo Ramírez, el dirigente de los verdes en Chiapas que rompió con el partido por la imposición de Albores Gleason, deslizó la semana pasada hacia dónde se irían los miles de renegados. A Morena y a Andrés Manuel López Obrador, a quien, de gira en el estado, le envió un mensaje en Twitter: “Discutamos la reforma educativa que propone, para que haya paz en el estado”. Este domingo lanzó el Movimiento por la Dignidad, para combatir la candidatura del priista. Traducido en votos, un millón 200 mil que aportaría el Verde a la campaña de José Antonio Meade, se pusieron al mejor postor. La insurgencia de Ramírez no fue súbita. Durante semanas de pláticas sobre la candidatura a gobernador, expresó su oposición insalvable con Albores Gleason. No había razones, sino emociones. En 1999 lo apoyó para que llegara a su primera senaduría, y cuando la logró, volteó a verlo y le dijo: “A ti no te debo nada”. La forma como se dio el desconocimiento provocó que se liaran a golpes. La traición a Ramírez no ha sido ajena en la familia Albores, que llevan casi 20 años ejercitando la poco escrupulosa fórmula de cambiar de lealtades en función de sus intereses particulares. La diferencia en este proceso, es que Albores Gleason no fue la causa, sino el síntoma. La traición al Partido Verde, que gobierna Chiapas, y cuyo gobernador Manuel Velasco recibió las garantías del presidente Enrique Peña Nieto que él decidiría quién sería el candidato, se gestó en Los Pinos, donde la memoria es corta y los intereses particulares grandes. (…) Velasco llegó a la gubernatura como producto de una alianza del Partido Verde con el PRI. Entregado totalmente a los deseos y diseños de Peña Nieto, Velasco no hacía nada que no le autorizaran en Los Pinos. Sólo hubo una señal que le provocaría los problemas posteriores, haber jugado en la sucesión presidencial con el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong. Pero hasta el año pasado, eso no modificaba el apoyo que le había dado Peña Nieto para manejar él la sucesión en el gobierno chiapaneco. Se equivocó. Sobrestimó la amistad y el respaldo del Presidente, y subestimó el poder del coordinador de la campaña presidencial del partido en el poder, Aurelio Nuño, y del líder del PRI, Enrique Ochoa. Respaldar a Osorio Chong fue definitivo para que las señales cambiaran en Los Pinos. Nuño se le cruzó y la candidatura que iba a ser encabezada por un Verde, se convirtió en una priista. El Verde, más fuerte que el PRI en Chiapas, fue relegado. Las amenazas de ruptura fueron irrelevantes en la estrategia final. El hijo de un traidor y colaborador de un sátrapa en un gobierno de oposición, sería el elegido. La ecuación por Albores Gleason evidentemente que dio un resultado correcto en Los Pinos y entre los responsables de la campaña de Meade, pero las evidencias dan otro final electoral: la derrota del PRI en Chiapas, y con su granero de votos en la diáspora, la posibilidad que Morena y López Obrador se alcen con la victoria”.

http://www.elfinanciero.com.mx/opinion/2018-el-costo-albores-y-ii.html

Anaya ganándole a Meade el polo antiAMLO

Leo Zuckermann, escribe en Excélsior, acerca de la reciente actualización del modelo de encuesta de encuestas que se elabora en oraculus.mx: “Hoy amanecemos con una actualización del Modelo Poll of Polls de oraculus.mx, sitio especializado en elecciones en México. En más de un mes después del primer cálculo que se hizo a finales de diciembre del año pasado, nada se ha movido en el primer lugar de la contienda. Hoy, terminando enero de 2018, López Obrador tiene un 99% de probabilidad de ser el líder en la competencia electoral, con un 37% de las intenciones de voto efectivas, esto es descontando a los encuestados que no revelan preferencia por alguno de los candidatos. Lo que sí se ha movido es la lucha por el segundo lugar. En diciembre había una probabilidad del 61% de que este sitio lo ocupara Ricardo Anaya y un 38% José Antonio Meade. Las probabilidades se han movido. Ahora se le está dando un 82% a Anaya de estar en el segundo lugar y un 17% a Meade. El panista tendría un 28% de las preferencias efectivas; Meade un 25 por ciento. Ésta es, quizá, la nota de las mediciones en encuestas. Anaya está logrando su propósito de convertirse en el candidato que pase a la “final” en contra de López Obrador. Si la elección, efectivamente, se polariza entre los que quieren votar por AMLO y los que no quieren votar por él, resulta muy importante que se defina quién es el candidato con más chance de ganarle al tabasqueño. Hoy, ese candidato es Anaya; Meade se estaría rezagando. Otra noticia es la caída en las intenciones de voto a favor de Margarita Zavala. En el Modelo Poll of Polls de diciembre aparecía en el cuarto lugar con un 10% de las preferencias efectivas. En el de finales de enero sigue en el mismo lugar, pero con 7%. Jaime Rodríguez, El Bronco, continúa en el quinto lugar, manteniéndose con un 4% de las intenciones de voto. En el modelo ya se incluyó, por primera vez, a Armando Ríos Piter, quien estaría en el sexto lugar con un uno por ciento. (…) ¿Por qué López Obrador tiene una probabilidad tan alta de estar en el primer lugar? Muy sencillo: porque todas y cada una de las siete encuestas que se utilizaron en el Modelo Poll of Polls lo sitúan en el primer lugar. (…) Vale la pena remarcar que las intenciones de voto, así como la probabilidad de que cada candidato esté en cierto lugar, se refieren a lo que está sucediendo hoy. El Modelo Poll of Polls de Javier Márquez seguirá actualizándose cada vez que aparezcan tres o más encuestas, y en la medida en que éstas se vayan moviendo, pues también lo hará el modelo. La elección todavía está lejos. Muchas cosas pueden pasar en el camino. O no. Eso depende de los candidatos, no de las encuestas que sólo miden las intenciones de voto en un momento definido. Así que, si no les gusta a las distintas campañas lo que se está midiendo, que hagan su chamba, que es ganar las elecciones, tratando de cambiar las preferencias del electorado”.

http://www.excelsior.com.mx/opinion/leo-zuckermann/2018/01/30/1216882

¿Y después del 1 de julio?

Sobre las elecciones, es importante señalar que debido a la polarización y rechazo que existe hacia los candidatos, quien resulte presidente electo será si acaso con el 30 por ciento de los votos, situación que podría tornarse difícil si no se atiende al resto de mexicanos que no votaron por quien pueda resultar elegido. En Excélsior, la periodista Yuriria Sierra, escribe que: “quien gane el 1 de julio lo hará con alrededor del 30 por ciento de los votos. ¿Cómo haremos para reconciliar a un país que está desde hace mucho tiempo enojado, irritable, cuando no francamente encabronado […]? Quizá, usted lo ha vivido: cada vez es más difícil entablar una conversación sobre política sin sentir que se está poniendo en riesgo una amistad o lazo familiar. […]. Hace unos días dijimos que el momento que atraviesa el país valdría una reflexión de los precandidatos, pero parece que nada detiene su precampaña. Ni los 81 muertos en un fin de semana ni la arbitrariedad en la detención de Marco Antonio. La gente, la que lee los diarios, la que ve los noticiarios, se siente ajena a esa marcha proselitista. […]. Por eso es que no importa si gana Andrés Manuel López Obrador, Meade o Anaya. El país que recibirá cualquiera de ellos será el mismo: uno polarizado. Los antipejes estarán molestos si Andrés Manuel López Obrador es Presidente. Los anti-PRI estarán furiosos si Meade gana. Todos ellos completamente descreídos si el triunfador fuese Anaya. ¿Cómo esperamos que los siguientes seis años caminen en beneficio de todos sin los engranes de todas sus piezas? La pregunta va para los tres. Se las hice a ellos el fin de semana en Twitter: ¿cómo piensan reconciliar a un país enojado con todos ustedes […] y lo que representan? […]. Sólo obtuve respuesta en Twitter de Meade: ‘Como lo he hecho en 20 años de experiencia en el servicio público, con diálogo, tendiendo puentes, trabajando en las coincidencias. Hay gente buena y valiosa en todos los partidos y en la sociedad y con ellos trabajaremos…’. Desconozco las razones por las que ni Anaya ni Andrés Manuel López Obrador respondieron. Se los vuelvo preguntar. Me gustaría saber si están conscientes de que, cualquiera que resulte ganador, lo será por el voto de un tercio de quienes sí acudan a las urnas entre quienes estamos inscritos en la lista nominal. Casi 86 millones de mexicanos. […]. El resto es la población con la que se tendrán que sentar a dialogar, a tender puentes, a tomarlos en cuenta. Y va más allá de anunciar a que estarían dispuestos a llamar a gente de otros partidos para trabajar. Ya quemaron ese cartucho con cuanta adhesión se les ha ocurrido en función de sus intereses. ¿Qué le van a ofrecer a esos más de 34 millones de electores que no votaron por ustedes? ¿Cómo van a gobernar así para los 105 millones que restan? ¿Cómo reedificarán lo que está fracturado? ¿Cómo le regresarán la salud a las instituciones si todos los partidos son responsables de la enfermedad que hoy las aqueja? […]. La única certeza que tenemos, gane quien gane, es que debemos seguir caminando juntos. La casa sigue siendo la misma: con los mismos millones de ocupantes. Terrible cosa si todos nos odiamos. Llevamos demasiados años en ese polarizado infierno. Y, justamente, la razón de ser de la política, tendría que ser la de garantizar la paz y la convivencia armónica de las sociedades… Si no, no es política”.

http://www.excelsior.com.mx/opinion/yuriria-sierra/2018/01/30/1216892

Cannabis: ¿nueva hora?

El tema de la marihuana y su legalización, del que recientemente se manifestó a favor el Secretario de Turismo, Enrique de la Madrid, al menos en zonas turísticas, ha despertado mucha polémica. Sobre este asunto, en Milenio, Héctor Aguilar Camín, escribe que: “con su propuesta de legalizar la mariguana recreativa, Enrique de la Madrid, secretario de Turismo, levantó una polvareda de rechazos. Curándose en salud, publicó en su cuenta de Twitter: ‘Quiero ser enfático en que mi opinión sobre la legalización de la marihuana es una reflexión a título personal, basada en el análisis y estudio del tema por muchos años’. Agregó, sin embargo: ‘Estoy convencido de que debemos debatirlo, como parte de la solución a la violencia e inseguridad en México’ […]. Es decir, que el secretario de Turismo cree lo que gobierno y oposición suelen negar: que la legalización de la mariguana es, en efecto, ‘parte de la solución a la violencia y la inseguridad’. Le cayeron a palos los candidatos del Partido Revolucionario Institucional a la Presidencia y a Ciudad de México, el secretario de Gobernación y el titular de la Cofepris. […]. El candidato del Frente, Ricardo Anaya, se refugió en el lugar común de que hay que debatir esto seriamente. Pero dos gobernadores salieron a la defensa de propuesta, el de Baja California Sur, Carlos Mendoza, y el de Jalisco, Aristóteles Sandoval, así como el subsecretario de Relaciones Exteriores, Miguel Ruiz Cabañas, ¡y el cardenal Sandoval Íñiguez! Creo que la mesa está puesta para plantear un debate público sobre la legalización plena de la mariguana. El debate de la legalización plena ha quedado encerrado hasta ahora en la sociedad civil, en un grado de refinamiento analítico que no ha pasado al discurso de los gobiernos ni de los congresos ni de los partidos ni de los políticos profesionales. Quizá es el momento de que el tema de la legalización completa cruce la línea del diagnóstico a la política, de la sociedad que lo ha estudiado a los políticos que deben resolverlo”.

http://www.milenio.com/firmas/hector_aguilar_camin_dia-con-dia/cannabis-legalizacion-enrique_madrid-turismo-violencia-inseguridad-candidatos_18_1113068690.html

Andrés Manuelóvich

Andrés Manuel López Obrador está nuevamente encabezando un proceso electoral, al igual que en el 2006 y 2012, pero, fue el mismo Obrador quien se encargó de perjudicar su trabajo con sus paros, protestas y descalificaciones a otros candidatos en campañas pasadas, y aunque la encuesta más reciente señala que tienen alrededor de 6 puntos de ventaja sobre el segundo lugar, no es una cifra que no se pueda remontar. En el Reforma, el analista y periodista Sergio Sarmiento, escribe que: “no es la primera vez que Andrés Manuel López Obrador empieza en primer lugar una campaña presidencial. Lo hizo en 2006. En enero de aquel año, según Consulta Mitofsky, el entonces perredista registraba una preferencia de 39 por ciento, contra 31 de Felipe Calderón del Partido Acción Nacional y 29 de Roberto Madrazo del Partido Revolucionario Institucional. Al final cayó por escaso margen frente a Calderón, que recibió 35.91 por ciento de los votos contra su 35.29. López Obrador afirma que no perdió, que el triunfo le fue arrebatado por la mafia del poder. Las encuestas, en cambio, muestran cómo la contienda se fue cerrando. Dos errores parecen haber influido sobre la caída de las preferencias de López Obrador y el alza de Calderón. […]. López Obrador está hoy empezando en un claro primer lugar. Ayer El Universal publicó una encuesta de Buendía & Laredo que lo coloca como puntero con 32 por ciento seguido de Ricardo Anaya con 26 y José Antonio Meade con 16. Otras empresas han ofrecido cifras distintas. Parametría, por ejemplo, colocaba en diciembre a López Obrador adelante con 30 por ciento, seguido de Anaya con 22 y Meade con 19 por ciento (preferencia bruta). Todos los sondeos de empresas reconocidas, empero, coinciden en el orden. Seis puntos porcentuales no son insuperables. Son menos que los ocho puntos que remontó Calderón en 2006. Parecería que Anaya es el único que tiene realmente la posibilidad de alcanzar al puntero. Meade no sólo se encuentra muy atrás, sino que no ha podido avanzar en las primeras semanas de esta campaña disfrazada de precampaña. Una pregunta es si Andrés Manuel cometerá nuevamente los errores del 2006, a los que hay que sumar la toma del Paseo de la Reforma de julio a agosto, que le significó empezar en tercer lugar en la contienda del 2012. Es difícil saberlo, pero hasta ahora veo a un candidato más maduro. Las posiciones que presenta son más moderadas que en el pasado. […]. Quizá la mejor arma del nuevo López Obrador sea el sentido del humor. Si en 2006 perdió la compostura ante los cuestionamientos de Fox, y le espetó el ‘Cállate, chachalaca’, hoy reacciona con ironía. Ante las acusaciones de recibir apoyo de ‘los rusos’, por ejemplo, responde que se ha convertido en Andrés Manuelóvich. El humor es la vacuna perfecta ante los cuestionamientos inevitables de una campaña presidencial. Andrés lo ha entendido en este tercer intento”.

http://www.reforma.com/aplicacioneslibre/preacceso/articulo/default.aspx?id=128326&urlredirect=https://www.reforma.com/aplicaciones/editoriales/editorial.aspx?id=128326

Ciudadano Meade, sin miedo de las encuestas

Luego de que se conociera una nueva encuesta en la que el precandidato presidencial del Partido Revolucionario Institucional, José Antonio Meade, está ubicado en la tercera posición, el precandidato respondió que no le dan miedo las encuestas. En Milenio, su columna de trascendidos Trascendió, asegura que: “que en el último encuentro con la militancia priísta en Chilpancingo, Guerrero, José Antonio Meade decidió acercarse a los reporteros para decirles que a él las encuestas no le dan miedo, que si lo quieren colocar en primero o último lugar, no importa, porque aún faltan 11 días de precampaña y la disputa electoral está por comenzar. Confiado, recomendó, ante el tercer lugar que se le da ahora, ser ‘pacientes’, pues aún faltan cinco meses de campaña y eso es una eternidad”.

http://www.milenio.com/firmas/trascendio_nacional/Trascendio_18_1113068694.html

AMLO y ANAYA, ahora sí les gustó

Tras conocerse la encuesta sobre los precandidatos presidenciales que se publicó en las páginas de este medio, ninguno de los dos mejores colocados se quejaron, dejando claro que cuando se trata de hablar bien de ellos no hay ningún pero que valga. En El Universal, su columna de trascendidos Bajo Reserva, asegura que: “los precandidatos Andrés Manuel López Obrador y Ricardo Anaya celebraron los resultados de la encuesta publicada ayer por EL UNIVERSAL que los pone en primero y segundo lugar respectivamente en las preferencias electorales para la contienda presidencial del próximo 1 de julio. Esta vez no hubo críticas al trabajo de este diario por parte de ninguno de los dos aspirantes presidenciales, ambos se mostraron satisfechos, quizá López Obrador señaló que él va más arriba, pero no hubo enojos ni insultos como en ocasiones pasadas cuando se habló del caso de la hoy ex diputada de Morena Eva Cadena y sus videos recibiendo fajos de billetes, o cuando se abordó el tema del misterioso y abundante patrimonio de Anaya y su familia. Queda claro que el secreto para no recibir insultos y ataques es no incomodar a la clase política mexicana”.

http://www.eluniversal.com.mx/columna/periodistas-el-universal/nacion/amlo-y-anaya-ahora-si-les-gusto

¿Despiste de AMLO?

Durante su precampaña Andrés Manuel López Obrador ha presentado a varios integrantes de lo que sería su equipo de trabajo en caso de que resultara ganador en la elección presidencial, y ayer presentó la terna para Fiscal General y Fiscal Anticorrupción, pero, da la casualidad de que esas facultades ya le fueron quitadas al presidente. Hoy en el diario Reforma, su columna de trascendidos Templo Mayor, asegura que: “vaya, vaya, con la sorpresa de que Andrés Manuel López Obrador quiere un fiscal carnal, en caso de ganar la Presidencia de la República. Y en el combate a la corrupción que también sea alguien cómodo. Eso de andar presentando sus ‘ternas’ para ocupar la Fiscalía General y la Fiscalía Anticorrupción a lo mejor suena muy bonito, pero la realidad es que se trata de un retroceso a los mejores años del presidencialismo superpoderoso. Tal vez a López Obrador sus asesores no le explicaron que, precisamente, se le quitó al Presidente la facultad de nombrar a esos fiscales, para evitar que trabajen a modo del mandatario en turno. La interrogación de las ternas y la designación corren a cargo del Congreso, además de que hay Comité de Participación Ciudadana que acompaña toooda la implementación del Sistema Nacional Anticorrupción. Pero, bueno, para el tabasqueño esas son minucias… ¡o un compló!”.

http://www.reforma.com/aplicacioneslibre/preacceso/articulo/default.aspx?id=128324&urlredirect=https://www.reforma.com/aplicaciones/editoriales/editorial.aspx?id=128324

Un nuevo TLC, ¿antes de las elecciones mexicanas?

Contrario a lo que se esperaba al inicio de las renegociaciones, parece que hoy en día el Tratado de Libre Comercio se mantiene con vida y con la esperanza de llegar a un acuerdo al final del camino pues. En El Universal, el periodista Carlos Loret de Mola, escribe que: “los negociadores mexicanos del Tratado de Libre Comercio regresaron anoche al país con un gran sabor de boca. Primero, Estados Unidos agarró un nuevo ‘puerquito’: Canadá. […]. Estados Unidos no se mueve de sus posiciones extremistas e intransigentes, y Canadá no quiere negociar así. Estados Unidos quiere meterle velocidad, entonces Canadá arrastra los pies. Los canadienses coquetean con China y traen tremenda disputa con los americanos en la Organización Mundial del Comercio (OMC). Con esos dos países en esquinas contrarias, al secretario de Economía de México, Ildefonso Guajardo, le toca ahora hacerla de mediador y de réferi para que la negociación del Tratado de Libre Comercio no se atrase ni descomponga. Estados Unidos ya elogia a México y considera a Canadá un obstáculo. Ya empezaron a hablar de los temas espinosos: hace tres rondas que no abordaban el tema automotriz, y ya iniciaron las pláticas aunque aún no hay una propuesta formal. […]. La ronda en Montreal iba a ser un pulso de qué tan interesado está el gobierno de Trump en romper o llegar a un acuerdo. […]. Los negociadores mexicanos con los que he hablado —con enorme influencia en el equipo— se quedaron con la impresión de que será lo segundo. De entrada, se platicó de dos rondas más: a finales de febrero en la Ciudad de México y tres semanas después en la capital estadounidense. No ven señales de lo que publicó el Washington Post, de que en marzo suspenderían las pláticas hasta el 2019 para brincar las elecciones de México y Estados Unidos. Antes de la séptima ronda habrá negociaciones intermedias. En la Ciudad de México podrían cerrar entre seis y diez capítulos, que significarían avanzar más o menos en un 40 por ciento la negociación. Y si sale bien, esperan los mexicanos, podrían anunciar el nuevo TLC antes de julio. Esto tendría, sin duda, un impacto en la elección presidencial mexicana”.

http://www.eluniversal.com.mx/columna/carlos-loret-de-mola/nacion/un-nuevo-tlc-antes-de-las-elecciones-mexicanas

Si Marco vive, ¿La lucha sigue?

Gracias a la presión ejercida por la ciudadanía a través de manifestaciones y de redes sociales se pudo dar con el paradero del joven Marco Antonio Sánchez Flores, el problema es que se encontró con problemas de salud y maltrato físico. En Milenio, el periodista Carlos Marín, escribe que: “a su padre, el joven le contó que dijo a los policías: ‘Están violando mis derechos, suéltenme porque les puedo pegar, sé taekwondo…’, y que les tiró una patada cuando intentaban someterlo. Por su parte, los policías afirman que forcejeó, les advirtió que no se lo llevaran porque no hacía nada malo, que la captura iba contra sus derechos humanos, y que se negó a dar su nombre y cualquier otro dato. Los testimonios […] sobre los derechos humanos indican que Marco Antonio gozaba de salud mental y coinciden también en que hubo lo que se define como resistencia de particulares a la autoridad. Cualquiera que fuese el motivo del incidente, apareció con golpes, y una primera valoración psiquiátrica le encuentra síntomas de delirium mixto secundario a DHE (desequilibrio electrolítico por privación de agua y comida durante casi una semana, lo cual provoca baja de potasio, calcio, sodio y magnesio), y se traduce en: desorientación, delirio de persecución, pérdida de memoria y diarrea. Lo enigmático es: ¿qué le pasó? Lo insostenible, hasta hoy, es que hubo ‘desaparición forzada…’”.

http://www.milenio.com/firmas/carlos_marin/marco_antonio-derechos_humanos-desaparicion_forzada-delirium_mixto_secundario_18_1113068698.html

Marco Antonio, sólo un caso

Sobre el mismo caso, pero, criticando el actuar de los cuerpos policiales tanto de la Ciudad de México como el Estado de México, en La Jornada, el periodista Julio Hernández López, escribe sobre los constantes abusos que los policías en México cometen a diario por todo el país y en el que la mayoría de casos se quedan sin resolver por la falta del apoyo de las autoridades y de la misma ciudadanía, que, una vez encontrado Marco Antonio, comenzaron a descalificarlo como si sus probables problemas de adicción fueran la excusa para poder abusar de sus derechos como persona, y es por ello que escribe lo siguiente: “una súbita movilización indignada, con visos de crecimiento inmediato, no sólo en el terreno físico […] sino, sobre todo, en las redes sociales, incitó a la administración de Miguel Ángel Mancera a dar pasos públicos […] para encontrar al joven Marco Antonio Sánchez Flores, desaparecido desde la tarde del pasado martes en una estación del Metrobús, en una zona de la delegación Azcapotzalco […]. Ese mismo domingo fue localizado el joven desaparecido, a menos de una hora de que Mancera hubiera ofrecido una conferencia de prensa cuyo único dato relevante era, hasta ese momento, la confirmación de que se contaba con videos en los que se veía al joven con vida, en una zona conurbada del estado de México con la capital del país. Mancera, como el procurador Garrido y el secretario policiaco Almeida, desestimaron las evidencias y testimonios de graves comportamientos de los agentes y desarrollaron el libreto rutinario de las investigaciones por realizar, sin ahondar en las causas originales del episodio que generó un amplio enojo en la capital del país. Ya con Sánchez Flores a salvo, se desarrolló en las mismas redes sociales una significativa campaña de desacreditación del joven de 17 años, acusándolo con insistencia de ser un delincuente y un drogadicto, como si tales circunstancias, en caso de ser ciertas, eximieran a las autoridades de la ciudad y del Estado de México de las evidentes pifias y agravios cometidos; […]. A reserva de que las autoridades capitalinas otorguen una transparencia creíble y legítima a lo sucedido desde el momento en que el joven fue detenido y agredido por policías, hasta la hora dominical de su aparición en circunstancias y condiciones insuficientemente explicadas a la hora de cerrar esta columna, conviene insistir en que el país entero vive cotidianamente sucesos parecidos en cuanto a la acción de policías contra ciudadanos, sobre todo jóvenes y mujeres, y en cuanto al absoluto abandono institucional para las víctimas y sus familiares,  […]”.

http://www.jornada.unam.mx/2018/01/30/opinion/008o1pol

@loscabareteros

¡Comparte!

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on reddit
Share on pinterest
Share on google
Share on email
Share on whatsapp
Share on print